Este perturbado caballero no se atreve a abusar sexualmente de su hija mientras está despierta, cuando la mira a los ojos se siente incapaz de hacerlo, pero sin embargo hay una voz dentro de su cabeza que le dice una y otra vez, ¡viola a tu hija! ¡viola a tu hija! ¡viola a tu hija!, es una fuerza superior a él y por eso ha buscado la solución, en su desayuno la ha metido un somnífero y poco después de tomárselo la hija duerme profundamente en la cama, y ahora si, su padre la viola sin compasión, dormida y con los ojos cerrados todo es más fácil… 😮

(8596)

Category:

Padres e Hijas

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

1 Comentario